Se logró un acuerdo y se puso fin al conflicto por las tierras de Tratayén

BANER-ARRIBA-NOTA
Fly_728x90

La mediación de la Justicia fue clave para llegar a un acuerdo entre empresarios y mapuches.

La disputa por tierras entre empresarios y la comunidad mapuche Fvta Xayen en Tratayén, a 80 kilómetros de la ciudad de Neuquén, llegó a su fin. Las partes alcanzaron un acuerdo, tras un proceso de mediación que duró un año, y así evitaron que el conflicto se resolviera en la Justicia penal.

En una conferencia de prensa en Ciudad Judicial, el fiscal jefe, Pablo Vignaroli, y el director de la Oficina de Mediación y Conciliación Penal del Ministerio Público Fiscal, Ulf Nordenstahl, explicaron los pormenores del convenio.

Indicaron que, en principio, Fvta Xayen reconoció que los denunciantes son los propietarios de las tierras. En consecuencia, los dueños les cedieron una porción de los terrenos, que conecta con la Ruta 7, entre Añelo y San Patricio del Chañar, para que puedan desarrollar con normalidad la crianza de ganado y sus actividades culturales.

En los próximos meses, realizarán la mensura de la fracción cedida y colocarán un cercado para delimitar los predios. En este sentido, cada parte tendrá control sobre su respectivo sector.

Por otro lado, los miembros de la comunidad garantizaron que no intervendrán con las explotaciones hidrocarburíferas del lugar.

También renunciaron a la posibilidad de “cobrar regalías y/o servidumbres de las explotaciones hidrocarburíferas existentes o por desarrollarse” en los lotes vecinos y al derecho a presentar reclamos por “daños y perjuicios que tal actividades puedan generar”.

El fiscal jefe y el director de Mediación destacaron la buena voluntad de las partes, que hicieron un esfuerzo para consensuar sus intereses y necesidades. “El rasgo principal de este acuerdo es la necesidad de convivir en forma pacífica que tienen vecinos, propietarios, crianceros y puesteros de la zona”, manifestó Nordenstahl.

Señalaron que, a partir de la resolución del conflicto, se cerrarán “las causas y procesos que habían sido iniciados en el fuero penal”.

El comienzo del conflicto

El conflicto se había iniciado en mayo de 2017, cuando miembros de la comunidad Fvta Xayen comenzaron acciones de resguardo territorial sobre distintos terrenos de Tratayén y Añelo. Reclamaron su derecho ancestral sobre el predio en el que se encuentra una toma de agua en el río que YPF utiliza para los yacimientos no convencionales.

En agosto de ese año, 21 integrantes de la comunidad fueron imputados por el delito de usurpación. El defensor oficial de los imputados, Fernando Diez, aseguró en esa oportunidad que, a pesar de no tener la personería jurídica como comunidad mapuche, sí podían acreditarse como tales y que estaban amparados por la Constitución. Diez afirmó que ellos ocupan los terrenos en disputa con anterioridad, al menos desde la década del 40.

https://www.lmneuquen.com/

BANER-ABAJO-NOTA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *